Tratamiento

El Codex Alimentario Internacional, considera un alimento exento de gluten por debajo de las 200 ppm de almidón de trigo. Así, los productos farmacéuticos pueden utilizar gluten, harinas, almidones u otros derivados de cereales para la preparación de sus excipientes.

 

El 12 de julio de 1989, se publicó en España una Resolución de la Dirección General de Farmacia y
Productos Sanitarios (BOE nº 179)
por la que se dan normas para la declaración obligatoria de gluten presente como excipiente en el material de acondicionamiento de las especialidades farmacéuticas.

 


Así, las especialidades farmacéuticas de uso humano en las que figure como excipiente gluten, harinas, almidones u otros derivados de los anteriores, que procedan del trigo, avena, cebada, triticale o centeno, debería indicar en su material de acondicionamiento y en el epígrafe “composición” su presencia cuantitativamente.

 

Los prospectos de las especialidades afectadas, deberían incluir la siguiente advertencia, además de las correspondientes a los principios activos que figuren en su composición.

 

ADVERTENCIA: Este preparado contiene (en cada especialidad se indicará el excipiente correspondiente). Los enfermos celíacos deben consultar con su médico antes de utilizarlo.

 

Esta Resolución entró en vigor en 1991, por lo que los medicamentos fabricados desde 1992 deberían ajustare a esta norma y mediante la lectura del prospecto del mismo saberse si contiene gluten o no.

  • Folleto Medicamentos
    Medicamentos